Que me lloren las lágrimas. Videoletra.

¡Que me lloren las lágrimas!

La escribí un verano con la puerta y las ventanas abiertas.

A veces quisiera que la vida me destruyera. Completamente. Hiciera trizas cada parte de mi y me abandonara a sólo llorar por el resto de mis días. Padecer un sufrimiento en el fondo del alma que jamás se agote, que jamás se agote en lágrimas.

Es muy difícil pretender que siempre pasará algo que rebase nuestra propia fantasía, pues es el mismo deseo enorme que contine todo lo posible para que lo que sucede suceda sin maravilla.

Cada vez que me le hablo a mis adentros, buscando palabras que guardé de ti, que escuché y guardé por mero instinto de supervivencia a tu recuerdo para cuando tú-mismo se haya ido; cada vez que me hablo de ti buscando una conversación sólo me encuentro solo en la pena de pensar sólo en ti, y la vergüenza de pensar sólo en ti.

Todas esas cosas que decías, todas esas cosas que contigo parecía se mantendrían. Todas esas cosas quisiera que la vida se las llevara. Por muy buenas que sean… ¡que sean llevadas!

Me sobran ganas de vivir como para vivir llevando día a día cosas que con cada beso me decías y llenabas, que con tus ojos me mirabas y contabas:

¡Que sean llevadas!
¡Que sean olvidadas!
¡Que me las arranquen!
¡Que me sangre la sangre!

¡Que me lloren las lágrimas!
¿De qué me sirven si tú no estás en ellas?
¿De qué me sirven si cada vez que vienen no estás para detenerlas!

[Sobre los deseos y el tiempo ocupado…]
[Los deseos:]
Quisiera que el tiempo más corrieda y con el tiempo corto reencontrarte.
Quisiera que supiera si volveré a verte, si yo volveré a tu casa, si volveremos a caminar por las noches, si te volveré a seguir yendo a tu lado o al supermercado, si cocinaremos juntos o si esperaré el baño después de ti, si después de comer podré tocar tu mano, si correremos por la tarde y volveremos: tú en bicicleta y yo caminando; si al llegar la noche compraremos un helado, si te esperaré sentado mientras la ropa se lava o se seca mientras tú sigues limpiando, si habrá que comprar un nuevo pan porque el de ayer se ha puesto duro, si lavaré los platos o tenderé la cama, si me levantaré en la mañana sólo para ver irte a trabajar, si te esperaré en la cama mientras tú trabajas, si te acompañaré a la escuela o si te acompañaré a una cena, si vestiré de camisa o playera para salir a bailar, si pensaré si mis tenis son adecuados o debería no pensar, si tendrás problemas con el carrro y caminaremos o en una bicicleta nos subiremos.

Quisiera saber tantas cosas.

[El tiempo ocupado:]
Quisiera  saber porqué nos extrañabas cuando nos conocíamos,
porqué de este silencio,
y porqué de tu tiempo ocupado.

Si por haberte amado demasiado vale la pena esperar…
…vale la pena esperar uno o dos años.

Vimeo

Youtube

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s